Piden 4 años y medio para un grafitero por agredir a un vigilante de Metro

La Fiscalía ha solicitado cuatro años y medio de prisión para un grafitero acusado de agredir a un vigilante de seguridad del Metro de Cuatro Vientos cuando huía de él tras ser descubierto pintando los trenes de las cocheras de la estación en septiembre de 2019.

En su escrito dirigido al juzgado número 48 de Madrid, fechado el pasado 4 de marzo y al que ha tenido acceso Efe, la Fiscalía le acusa de un delito de daños y otro de lesiones y, además de la pena de cárcel, solicita una multa de 12.000 euros y una indemnización a la representación legal de Metro de 3.418,03 euros por los daños en los trenes, y de 1.500 euros a la víctima por las lesiones.

También pide que se le imponga una orden de alejamiento de la estación de Metro en un radio de 500 metros durante cuatro años.

Según la fiscal, el acusado, “de común acuerdo con otros dos individuos no identificados”, fue el pasado 3 de septiembre a las cocheras del Metro de Cuatro Vientos, donde los tres se pusieron a hacer grafitis en los trenes.

Al llegar dos vigilantes -uno de ellos, el perjudicado-, dos de los grafiteros huyeron y se enfrentaron a una de las empleadas de Metro, “logrando zafarse de ella mediante el empleo de un palo y dándose a la fuga”.

El acusado, por su parte, “salió corriendo en dirección contraria”. El vigilante lo alcanzó, “comenzando a forcejear el acusado con él, sacando un objeto punzante y clavándoselo en el dorso de la mano logrando finalmente darse a la fuga a través de la valla”, indica el escrito.

La fiscal explica que el vigilante sufrió una “herida inciso-contusa” en el dorso de la mano derecha y que los daños causados en los trenes de Metro han sido tasados en 3.418,03 euros.

La Fiscalía recuerda que el acusado fue condenado en septiembre de 2017 por otro juzgado de Madrid a seis meses de multa por un delito de daños, que ya cumplió en junio de 2018.

La Alternativa Sindical de Trabajadores de Seguridad Privada, que ejerce la acusación particular, ya solicitó seis años de cárcel para el acusado.

Según informa en un comunicado, el abogado del sindicato, que ejercer de representación legal del vigilante, considera que el informe del fiscal “se ajusta a las pretensiones de los demandantes y a lo estipulado para la gravedad de los delitos cometidos”.

Fuente: La Vanguardia